Me gusta

lunes, 18 de febrero de 2013

Aceite de Argán: Oro líquido de Marruecos

El mundo de la cosmética se ha revolucionado con la llegada del aceite de Argán. Le llaman el Oro líquido de Marruecos y por algo será. El aceite vegetal virgen de Argán procede de la primera presión en frío de la semilla del árbol del Argán, originario de Marruecos.


Posee un elevado valor biológico, por su acción altamente hidratante y nutritiva cutánea. Además, gracias a su acción antir-radicales libres y regeneradora celular, ayuda de manera eficaz a disminuir la profundidad de las arrugas, la flacidez facial y corporal y el paso del tiempo.


En la piel, este aceite favorece la hidratación y nutrición de las pieles secas, descamadas y con tendencia atópica. Es idónea para todo tipo de pieles, desde las secas a las muy secas pasando por aquéllas incapaces de retener agua.


Además, el Argán también es mejora ostensiblemente la piel grasa deshidratada o el acné, así como las pieles sometidas a estrés oxidante, en caso de personas fumadoras o a causa de la contaminación ambiental. También es muy beneficioso para tratar inflamaciones de la piel, eczemas, dermatitis, psoriasis,.. al mismo tiempo que hace frente a la descamación y al picor.
Pero el aceite de Argán no solo se utiliza para la piel, sino también para tratar las uñas quebradizas y el cabello. El tratamiento de este aceite para el cabello es un gran regenerador que dará luz y fuerza al pelo más seco y estropeado.


Si quieres conocer más secretos de este gran producto de la naturaleza, ven y pregúntanos sin ningún tipo de compromiso. Se trata de potenciar los cuidados de cara, cuerpo y cabello de la forma más natural.

Blogging tips